sábado, diciembre 15, 2012

¿Solo se indultan entre ellos?

David Reboredo es un gallego, toxicómano rehabilitado, que acaba de ingresar en prisión por traficar hace años con dos papelinas de heroina (400 miligramos en total). A fin de eludir los siete años de cárcel que le aguardan ha solicitado públicamente un indulto

Su petición contrasta con la sucesión de indultos que nuestros gobiernos prodigan a toda esa caterva de condenados habituados a moverse por los pasillos oficiales o que están bien representados en ellos.

Como protesta por la arbitrariedad  con la que nuestros dirigentes conceden sus perdones -incluso con los informes judiciales en contra, como en el reciente caso de cuatro  mossos de squadra condenados dos veces por torturar a un detenido-, el escritor Willy Uribe ha iniciado una huelga de hambre en apoyo de Reboredo.

Me parece una causa digna de atención, pone el foco sobre el ensañamiento gubernamental hacia cierto tipo de delitos frente a la ligereza que dispensa a otros. Todo ello en un proceso de endurecimiento del código penal al que parecemos abocados.

Si ya está rehabilitado, integrado socialmente, ¿tiene sentido que se le prive ahora de la libertad?

   

  

4 comentarios:

Inma dijo...

EL Juez de Vigilancia Penitenciaria tiene facultades para dictaminar que, atendiendo a las circunstancias del reo, no cumpla integramente la pena impuesta. En el caso que nos traes si se valoran todos los datos y tenemos en cuenta que se ha reinsertado socialmente (la CE y las leyes penales españolas van encaminadas en esta dirección) no tiene sentido que se mantenga la pena impuesta.
Vienen tiempos dificiles para la justicia. Es lo que siempre ha ocurrido en España con los gobiernos conservadores.
Saludos

Blue dijo...

Y digo yo, que no entiendo de leyes, supongo que el hecho de ser toxicómano también será un atenuante ¿o no?
¡Qué país!
Saludos.

larser1 dijo...

Si a los asesinos les sirve de atenuante estar bajo los efectos de las drogas o del alcohol . Si el gobierno de Zapatero indultó a un banquero y un defraudador. Si
todos los gobiernos se pasan por el forro los delitos de toda índole de " los suyos "... ¿ A qué viene esta inquina con Reboredo ?
Inma dice " vienen tiempos difíciles para la Justicia ". No Inma, te equivocas, no " vienen" , ya están asentados aquí, para desgracia de todos nosotros, los ciudadanos de a pie.

Anónimo dijo...

DAVIS REBOREDO, A LA CALLE ! Este debe ser nuestro grito solidario hasta que nos oigan las altas instancias corruptas que son quienes deberían estar en el trullo.