martes, octubre 09, 2018

pesimista / pessimist

Soy pesimista porque la única posibilidad de futuro para la democracia liberal pasa por más educación, -no confundir con formación para engrosar el mercado laboral.




I'm a pessimist because the only future for liberal democracy is more education, -not to be confused with training geared to join the job market. 

3 comentarios:

Bricd dijo...

Mientras no se aburra

(¿Tal vez sea una referencia al rifi-rafe de Rufián por su falta de tacto...
qué pena, ahí demostró una informalidad que incluso (yo) desapruebo...
en cierta manera, pero (aunque) no en toda. Me refiero a los/as testaferros/as?)

En fin, sólo era un desacierto

Saludos

Epílogo pretérito:
Su anterior respuesta no solo me resulta adecuada, además aguda; aunque me cueste aceptar lo de teología que si tal sea acertado símil, bien le valiera una colleja...
La teología, como disciplina, qué no ciencia, más bien difusa y confusa, escápese della que la carga y toca el diablo, como rato tira de cadena. Y ya sabe que el que mucho alarga el antebrazo, pasa por corva y antecodo lo que de una parte toma el todo.

Il Gatopando dijo...

No, no, Las comisiones de investigación en el Congreso, tal y como están formuladas, no sirven para nada. Ahora, además, las han convertido en un circo y en un combate de zascas.

Pienso más bien en la gente, en el ciudadano/a y, a la postre, votante, sometido a un carrusel de manipulación y de propaganda diaria, sea a través de los medios, de las redes sociales (también aquí se encuentran las fuentes más fiables y desinteresadas pero no es fácil procurárselas entre el maremágnum de información disponible), por supuesto los partidos. Y pienso también en el ascenso de la ultraderecha en Europa y en América, buscando chivos expiatorios y proponiendo soluciones sencillas a problemas complejos.

En cuanto a la comparación de la teología de ayer con la economía de hoy, no es mía. Se la he tomado prestada al historiador Eric Hobsbawm y se refiere a la "auctoritas" que ha adquirido sobre la sociedad. Es la disciplina que justifica hoy todas las grandes decisiones que el poder toma y que la gente asume, le guste o no, algo que en la Edad Media estaba reservado a la religión y a sus intérpretes.

Bricd dijo...

Tenía la certeza de que acabaríamos coincidiendo en cuanto al historiador, se me pasó por la mente, pero decidí, y me apetecía, salirme por los cerros de Úbeda que ser más concreto; para eso ya está usted :))´ Para concretar susodicha y bienaventurada cita
Qué decir, qué no sepa ya, o no qué sí sepa.
En lo expuesto estamos de acuerdo y gracias a la vida que la religión, con su ficticia teología pase, cuanto antes, a segundo plano.
Con eso me viene a la mente cómo todos aquellos, en aquellos tiempos tan terremotos se urdían planes divididos y a la par entres sus gerentes eclesiásticos de zona; bien fueran los rurales o los urbanos...Hoy por hoy, erre qué erre apoderándose con su máxima propia: La paciencia es infinita, y la sed material eterna
Y para eso tienen legión de lacayos, incluso másters del universo

Respecto a la comisiones (las cuales siempre me recuerdan a esos emolumentos bajo cuerda que pretenden llevarse las inmobiliarias ante ciertas gestiones) de investigación más parecen argumentos de película de jolivú, un paripé, de acusicas de colegio para que después las cadenas de TV, incluida la del wáter puedan esgrimir un guión con tertulianos a los que pagar por entretener a covalecientes de hospital
Saludos :)´